Rincón Litúrgico

2 noviembre: Día de los Difuntos, “Presencia viva”, poema de un sacerdote en la muerte de su madre

2 noviembre: Día de los Difuntos, “Presencia viva”, poema de un sacerdote en la muerte de su madre

El sacerdote astorgano Bernardo Velado Grana, operario diocesano, poeta y liturgista, ya fallecido, escribió el siguiente poema tras la muerte de su madre:

“Los pasos de mi madre

ya no los siento,

pero siguen buscándome.

 

Tu voz única, madre,

ya no la oigo,

pero sigue llamándome.

 

Las manos de mi madre

ya no las tengo,

pero siguen llevándome.

 

Los labios de mi madre

parecen yertos,

pero siguen besándome.

 

Tu sonrisa de madre

no se ha apagado,

seguirá iluminándome.

 

Y tus lágrimas, madre,

ya no se secan

porque siguen llorándome.

 

Tu  presencia de madre,

como agua pura

seguirá demarrándose.

La vida de mi madre

es desvivirse

va por mi sangre”

Print Friendly, PDF & Email

1 comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.