Revista Ecclesia » 100 Asamblea Plenaria de la Conferencia del Episcopado Mexicano
Internacional

100 Asamblea Plenaria de la Conferencia del Episcopado Mexicano

100 Asamblea Plenaria de la Conferencia del Episcopado Mexicano

Artículo de Carlos Garfias Merlos, Arzobispo de Acapulco, 08 de Noviembre de 2015

Les saludo a todos con mucho cariño: La Paz esté con ustedes. Estamos por celebrar la Semana por la Paz en la Arquidiócesis de Acapulco, esta semana es una oportunidad para acrecentar las acciones en favor de la paz en nuestra Diócesis y en nuestro Estado. Invito a todos para que nos involucremos en las actividades que están impulsando las parroquias y los diferentes animadores y responsables de la Semana por la Paz. Que todos formemos parte de la cultura de la paz, del perdón y la reconciliación, a través del diálogo.

100 ASAMBLEA PLENARIA DE LA CEM

Los Obispos de México iniciaremos este lunes 09 de Noviembre la 100 Asamblea Plenaria de la CEM, que tiene como finalidad fortalecer los lazos fraternos entre los Obispos y buscar caminos de acompañamiento pastoral a nuestros pueblos y comunidades.

Los obispos de México nos reunimos en Asamblea Plenaria dos veces por año: La segunda semana de pascua y la segunda semana de Noviembre. El tema previsto para esta Asamblea era “las Elecciones de los nuevos cargos en la CEM”, que normalmente se realizan cada tres años, sin embargo, este tema se va a posponer a raíz de la visita del Papa Francisco en Febrero próximo. Ahora nos enfocaremos en la programación de la preparación a la visita, la realización de la visita y el compromiso de evangelizar que surja en la post-visita de Su Santidad.

Pretendemos que la próxima Visita del Papa a México, sea estimulante y fructífera para nuestra Nación, sobre todo en el tema de la Evangelización y en el compromiso de que impulsemos la Misión Continental y renovemos el compromiso de Construir la paz, ante la realidad de violencia e inseguridad que vivimos en México. Es importante que podamos contar con su oración para que lo que programemos y decidamos sea en bien de todos nuestros pueblos y contribuya en la solución de los problemas que aquejan a nuestra sociedad.

Hay una gran expectativa ante la Visita del Papa. Han surgido infinidad de comentarios positivos entorno a su llegada. Confiamos que la presencia del Papa en México y sus palabras nos darán la pauta necesaria para mantenernos firmes en la esperanza y nos fortalecerá en la lucha por construir la Paz.

Nosotros en Guerrero continuaremos trabajando en la Construcción de la Paz, la oración por la Paz, la atención a las víctimas, el acompañamiento a las familias, el compromiso por los jóvenes, el diálogo social y el empeño de transformar el ambiente de desconfianza, desesperanza e incredulidad en un ambiente de confianza, esperanza y convicción de que podemos salir adelante. Pensemos en la Visita del Papa con la posibilidad de participar en algunas de las celebraciones, y quizá saludarlo, y estar cerca de él, pero más allá de esta posibilidad tengamos bien claro que su presencia, sin duda alguna,  nos fortalecerá y contribuirá a la unidad y sincronización de las Diócesis de México en la Construcción de la Paz y en la unidad de nuestra Nación.  Invito a todos para que nos dispongamos a recibir al Papa con nuestro cariño y oración, y apoyemos todo lo que esté a nuestro alcance para que su Visita a México sea de lo mejor.

SEMANA POR LA PAZ 2015: RENOVACION DE LA  CONSAGRACIÓN DE LA ARQUIDIÓCESIS DE ACAPULCO  Y EL ESTADO DE GUERRERO.

Del 15 al 21 de Noviembre celebraremos la Semana por la Paz, culminando el 21 de Noviembre con la renovación de la Consagración de la Diócesis y del Estado de Guerrero a los Sagrados Corazones de Jesús y de María.

Esta Consagración quiere ser la celebración Diocesana más expresiva y participativa  del año, y, por lo mismo es importante que todos: Sacerdotes, religiosas, seminaristas y laicos, podamos concentrarnos en el Centro de Convenciones y renovemos nuestra consagración al Sagrado Corazón de Jesús y al Inmaculado Corazón de María con la particularidad de que quienes, por razón de nuestra responsabilidad y autoridad ante la comunidad,  nos consagramos, asumimos que renovamos nuestro compromiso y daremos el sentido y el fruto a la consagración que cada persona y cada comunidad realiza. Esperamos que podamos contar con la presencia de las autoridades civiles, pero, con todos los que nos acompañen y aún,  con quienes no puedan participar,  les  invito a todos a darle a esta celebración el sentido Diocesano y de Iglesia que requiere.

Que todos nos sintamos involucrados en las distintas actividades de la Semana por la Paz 2015 y juntos hagamos crecer nuestra esperanza en Dios para que podamos transformar nuestra realidad con iniciativas efectivas y sustentables.

ACCIÓN DE GRACIAS POR 40 AÑOS DE VIDA SACERDOTAL

Hace 5 años que empecé a caminar con esta Iglesia Diocesana de Acapulco, agradezco a Dios todo lo que me han ayudado a crecer y madurar como sacerdote. El próximo 23 de Noviembre celebraré 40 años de vida y ministerio Sacerdotal. Por eso quiero pedirles que me ayuden a hacer una oración de Acción de Gracias y rogarle a Dios que pueda renovarme en la alegría y el empeño de santidad, para seguir  evangelizando en la Iglesia y para el mundo en la Construcción de la Paz.

El día 27 de Noviembre celebraré una Eucaristía en la parroquia del Sagrado Corazón de Jesús en Costa Azul. Les pido me ayuden a dar gracias a Dios por el regalo del Sacerdocio. Tomemos conciencia de que Dios sigue fijándose en hombres que quieren responder generosamente a su llamada para hacerse presente en este mundo. Mi agradecimiento lo expreso a Dios desde lo más profundo de mi corazón y en el corazón de nuestra Madre la Iglesia, porque Dios no nos llama por nuestros méritos, sino por puro amor. Quiero seguir respondiendo a este llamado con generosidad y entrega para que Dios manifieste en mí su Misericordia, y siga siendo yo instrumento de su gracia. Les pido su oración por mí y por el fruto de mi ministerio en este momento de la vida de la Iglesia de Acapulco. Pido perdón a todos a los que les haya dado un mal ejemplo o les haya ofendido por mis palabras o actitudes. Les pido sigamos construyendo la Iglesia particular de Acapulco.

Agradezco a todos su apoyo y colaboración en mi Ministerio Pastoral, estoy seguro que juntos, Pueblo y Obispo, seguiremos caminando de la mano hacia Jesús que es nuestra luz y nuestra paz. Ténganme  presente en sus oraciones. Dios les bendiga con abundancia de gracias y prosperidad.

Con mi oración, cariño y bendición.

En Cristo, nuestra Paz



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa