Portada » Firmas » Católicos y científicos: Bernabé Bartolomé Martínez por Alfonso V. Carrascosa, científico del CSIC
Firmas

Católicos y científicos: Bernabé Bartolomé Martínez por Alfonso V. Carrascosa, científico del CSIC

Católicos y científicos: Bernabé Bartolomé Martínez por Alfonso V. Carrascosa, científico del CSIC

Bernabé Bartolomé Martínez nació en Sigüenza en 1931. Hombre culto y entregado al estudio y a la publicación durante su vida, obtuvo -tras los estudios eclesiásticos- distintos grados universitarios que le posibilitaron ejercer la docencia como Catedrático, hasta 2001, en la Universidad Complutense de Madrid.

Cuando contaba 22 años, un 12 de junio de 1954, fue ordenado presbítero, de manos de Mons. Saturnino Rubio Montiel, en El Burgo de Osma, en  cuya diócesis ejerció  pastoralmente en las parroquias de Vildé, Yanguas y La Mata. Después  fue nombrado formador y profesor del Seminario diocesano.

Su pasión  por la historia le llevó a ser además miembro de la Real Academia de la Historia y a coordinar en el año 2000 las II Jornadas de estudios sobre la historia de la Diócesis. También colaboró en la publicación del volumen 20 de la “Historia de las Diócesis españolas”, dedicado a la de Osma-Soria, Burgos y Santander, de la Biblioteca de Autores Cristianos, obra colectiva de mas de 24 tomos que coordinó y en la que participaron más dos centenares de historiadores, archiveros y especialistas de distintas disciplinas.

Sus mas de 80 artículos científicos en revistas especializadas en historia de la educación,  sus casi 40 participaciones en libros colectivos, la  de dos libros y sus tesis dirigidas avalan la trayectoria de investigación de este ilustre seguntino. Esta reconocido internacionalmente como especialista en temas de Historia de la Educación es su Historia de la acción educadora de la Iglesia en España (1996) es  una obra de referencia obligada sobre la materia, en la que se cuentan cosas que no encontramos en las empalagosas exposiciones dedicadas a la Institución Libre de Enseñanza.

Sus múltiples estudios científicos siguen siendo de utilidad para valorar en su justa medida el papel que la Iglesia Católica ha jugado en el desarrollo de la pedagogía  y la educación  a lo largo de la historia de la humanidad y en concreto de España. Sus estudios sobre las cartillas empleadas para la enseñanza desde el siglo  XV al XVIII dan buena cuenta de ello. En su estudio sobre las Ordenanzas de la Casa de la Misericordia de Sigüenza dice: “El cambio de ideología general, y en concreto, sobre la cuestión de la asistencia social al indigente y de la caridad hacia el marginado comienza en parte desde el cambio de la dinastía austríaca por la borbónica en España, a principios del siglo XVIII, y se manifiesta desde un concepto voluntarista y espiritual, sacralizado, de la praxis o ejercicio de la caridad y de la limosna hacia el pobre frente a un concepto racionalista, cartesiano y secularizante, del niño huérfano o del pobre vagabundo como ser inútil a la sociedad”. En las propias ordenanzas se recoge  “Que en esta Casa de Enseñanza y Misericordia bajo la Real Soberana protección de S. M. y del Consejo que benignamente la tiene concedida por su Real Cédula de 17 de Septiembre de 1767; se han de recoger primera y principalmente los Niños y Niñas de este Obispado que se hallaren Huérfanos y Desamparados, y con necesidad de educación espiritual y temporal, como también los pobres que por su larga edad, impedimento corporal o por vicio andan pidiendo limosna: todo en servicio de Dios Nuestro señor y bien del citado, bajo el amparo de la Reyna de los Angeles María Santísima en el misterio de su Concepción Inmaculada”. Bien se ve de dónde viene preocuparse por los que no tenían  e inspirándose en qué. También resulta de interés en este sentido su estudio sobre Andrés Marcos Burriel, hombre que se plantea la reforma de los métodos  didácticos en el siglo XVIII.

Cuando contaba 22 años, un 12 de junio de 1954, fue ordenado presbítero, de manos de Mons. Saturnino Rubio Montiel, en El Burgo de Osma, en  cuya diócesis ejerció  pastoralmente en las parroquias de Vildé, Yanguas y La Mata. Después  fue nombrado formador y profesor del Seminario diocesano.

En la Archidiócesis de Madrid, donde falleció el 30 de agosto de 2009, trabajó en la parroquia de San Ildefonso.

Para saber algo de la historia de la educación española no basta con leer lo relacionado con la Institución Libre de Enseñanza. La historiografia laicista evidentemente no habla de lo referido en este artículo, y así, ojos que no ven, corazón  que no siente.  Bernabé Bartolomé Martínez escribió “La Educación  en la Hispania Antigua y Medieval”, donde podemos ver las raíces de la historia de la educación en España y el papel primordial jugado por la Iglesia Católica  en dicha empresa.

 

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Católicos y científicos: Bernabé Bartolomé Martínez por Alfonso V. Carrascosa, científico del CSIC, 10.0 out of 10 based on 1 rating
Print Friendly
Share

Sobre el autor Alfonso V. Carrascosa Santiago

Alfonso V. Carrascosa es Doctor en Ciencias Biológicas y científico del Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN) del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), dedicado a la investigación en Historia y Documentación de las Ciencias Naturales en España (HISTORNAT). Coordina el Grupo de “Historia de la Microbiología Española” de la Sociedad Española de Microbiología (SEM), y realiza difusión de la cultura científica. “Como es obvio, lo manifestado en sus artículos no tiene por qué coincidir con el posicionamiento, ni reflejar los puntos de vista de las instituciones en las que desarrolla su actividad”.

Alfonso V. Carrascosa Santiago

Alfonso V. Carrascosa es Doctor en Ciencias Biológicas y científico del Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN) del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), dedicado a la investigación en Historia y Documentación de las Ciencias Naturales en España (HISTORNAT). Coordina el Grupo de “Historia de la Microbiología Española” de la Sociedad Española de Microbiología (SEM), y realiza difusión de la cultura científica. “Como es obvio, lo manifestado en sus artículos no tiene por qué coincidir con el posicionamiento, ni reflejar los puntos de vista de las instituciones en las que desarrolla su actividad”.

Añadir comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies